Aprobó el Consejo General del Instituto Nacional Electoral (INE) con votación dividida y con mayoría de ellos, utilizar la misma fórmula para el conteo rápido de diputaciones federales y la asignación de plurinominales, pese a que cuatro consejeros pedían reinterpretarla, pues de lo contrario, se podrían repetir “las mismas grandes distorsiones” del 2018.

Ante ello, por parte del Comité Técnico Asesor para los Conteos Rápidos se cuestionó cómo entender la afiliación efectiva para evitar la sobrerrepresentación en la asignación de diputaciones de representación proporcional, a lo que el proyecto presentado ante el Consejo General establecía que se debía mantener la misma fórmula legal prevista la cual revise que nadie rebase el ocho por ciento de la votación.

No obstante, Lorenzo Córdova, Ciro Murayama, Jaime Rivera y Claudia Zavala, consejeros presidente, insistían en que se deberían aplicar ajustes para evitar que con la misma fórmula se repitiera la sobrerrepresentación de las pasadas elecciones.

“Lo que tenemos que ver es que el ocho por ciento de sobrerrepresentación, como tope constitucional, tiene que verse al final de la distribución, pero no se les tiene que dar como si les perteneciera desde un principio en la asignación de representación proporcional.

“¿Y por qué no? porque eso resta posibilidades a los partidos minoritarios, de incorporar un mayor número de curules, si es que cumplieron con su requisito de representatividad, más del tres por ciento de la votación válida emitida”.

Por otra parte, los demás consejeros expusieron que la fórmula no se puede cambiar pues “aunque puede parecernos perfectible para mejorar la proporcionalidad, no podemos modificarla, porque como autoridades electorales, estamos obligados a respetar el principio de legalidad, pero en este caso se traduce en aplicar la fórmula en los términos establecidos por la ley”, refirió la consejera Dania Ravel.

Agregó que lo acordado en sesiones anteriores fue “establecer la forma en la que se determinarían las afiliaciones efectivas, y no si la aplicación de la fórmula de asignación de representación proporcional tendría alguna variante o modificación. Tan es así, que nunca se mencionó durante la discusión la forma en la que se realizaría la aplicación de la fórmula o la inclusión de nuevos criterios al momento de aplicarla”.