Este martes el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, declaró que todos los ciudadanos del país tendrán acceso a las vacunas contra el covid-19 antes de agosto.

Biden había predicho anteriormente que las vacunas podrían estar disponibles para todos los estadounidenses en la primavera boreal, pero la Casa Blanca rebajó recientemente su optimismo, argumentando problemas con la disponibilidad de vacunas y con la capacidad de administrarlas.

De igual manera, el mandatario estadounidense también informó que quiere que los estudiantes vuelvan rápidamente a las escuelas y se mostró partidario de que los maestros suban en la escala de prioridad para recibir la vacuna.

Por último, el mandatario indicó que: “Dentro de un año creo que habrá una cantidad significativamente menor de personas que tendrán que estar socialmente distanciadas, que tendrán que usar mascarilla”.