Antonio Guterres indicó en conferencia de prensa que debe haber un marco de trabajo legal que rija las operaciones de las redes sociales.

¿Debe ser una compañía la que tenga el poder de decisión para cerrar cuentas de personas en las redes sociales? ¿O debemos crear mecanismos en los que haya un marco de trabajo que les permita hacerlo ajustándose a la ley? , preguntó el Secretario General de las Naciones Unidas en conferencia de prensa donde toco múltiples temas  de relevancia mundial.

Cuando fue cuestionado sobre su opinión de la decisión de la plataforma Twitter de cerrar la cuenta del ex presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

“Mi respuesta clara es la segunda opción. Es decir, no creo que podamos vivir en un mundo donde se dé demasiado poder a un número reducido de empresas. Y debo decir que estoy especialmente preocupado por el poder que ya tienen”, comentó

El secretario alertó sobre el volumen de información de cada persona recopilado por las redes sociales.

Así mismo comentó que especialmente esta preocupado por el poder que ya tienen las empresas digitales, ya que esos datos no sólo pueden usarse con propósitos comerciales, sino que pueden llegar a cambiar el comportamiento de la gente.

Guterres consideró que todas esas cuestiones requieren una discusión seria y afirmó uno de los objetivos de la hoja de ruta de la ONU para la cooperación digital es precisamente poner el tema sobre la mesa.

“Espero que veamos un nuevo comienzo”, recalcó.

De igual forma reconoció las relaciones entre Estados Unidos  y China tienen dos visiones completamente diferentes en cuanto a los derechos humanos.

Sin embargo, afirmó que hay un área donde hay una gran convergencia de intereses: la acción climática.

“Me parece que hay razones para esperar que los dos países se involucren ampliamente en la preparación de la COP26 y en el avance hacia la neutralidad de las emisiones de carbono lo más rápidamente posible”, apuntó.

Tambien mencionó un tercer terreno en el que Estados Unidos y China pueden competir o cooperar: comercio y tecnología.

“Mi llamado es a una negociación seria en esos campos para garantizar la preservación de una economía global, así como un internet con ciberseguridad global, mientras respaldan los valores que nos son comunes: justicia, igualdad, cooperación internacional y respeto a los derechos humanos”, añadió.