Autoridades investigan el robo de cuatro vacunas contra el COVID-19 en un hospital público de Morelos, informó este martes la Sedena.

“Esta sustracción se pudo concretar por un acto deshonesto y de interés personal por parte de un integrante del equipo de vacunación del hospital”, señaló la institución en un comunicado.

El hecho se produjo en el municipio de Tlaltenango, indicó el reporte; asimismo, la Sedena declaró que la seguridad interna del hospital está a cargo de una empresa privada y que el resguardo físico y control detallado de las vacunas es responsabilidad del ISSSTE.

El lunes, el ISSSTE anunció que emprendería acciones legales por este caso. El jefe de la unidad médica “ya está realizando la indagatoria correspondiente”, aseguró la delegada de la institución en Morelos, Verónica Solano, en conferencia de prensa.