Cancelar planes, reuniones virtuales, extrañar los abrazos de la familia y no realizar un brindis con tus seres queridos es sólo un poco del menú de la Navidad para este 2020, un año tan distinto que arrasó hasta con estas fechas tan significativas para muchas personas.

La pandemia de coronavirus ha tomado la vida de más de 1.7 millones de personas en todo el mundo y los repuntes de casos continúan en todos los países y aunque la vacuna es esperanzadora, la nueva normalidad no volverá tan rápido.

Ante estas nuevas normas que se han implementado para prevenir los contagios de covid-19, se encuentran inmersas los cierres de centros nocturnos y la cancelación de reuniones masivas. Aquí te contamos cómo celebran los países del mundo estas fiestas decembrinas. El papa Francisco celebró su tradicional misa de Nochebuena con dos horas de antelación, con apenas 200 invitados, rigurosamente separados y con cubrebocas, en la inmensa basílica de San Pedro.

“El tiempo que tenemos no es para autocompadecernos, sino para consolar las lágrimas de los que sufren”, declaró el papa argentino, según la homilía, dirigida a más de mil 300 millones de fieles en todo el mundo. 

“Hablamos mucho, pero a menudo somos analfabetos de bondad”, añadió el papa. “Insaciables de poseer, nos lanzamos a tantos pesebres de vanidad, olvidando el pesebre de belén”, explicó.

Afuera, la monumental Plaza de San Pedro, iluminada con su gran árbol de Navidad, estaba totalmente desierta.