La Legislatura mexiquense aprobó sanciones que podrían llegar a los 130 mil 320 pesos a quienes se nieguen a dar información al Órgano Superior de Fiscalización del Estado de México (OSFEM), realicen actos de simulación, le proporcionen información falsa, o entorpezcan u obstaculicen su actividad fiscalizadora.

La reforma prevé multas de 100 a 150 veces el valor diario de la Unidad de Medida y Actualización (UMA), las cuales podrían duplicarse o triplicarse, hasta alcanzar mil 500 veces el valor diario de la UMA.

A propuesta de las diferentes bancadas, en la sesión de pleno de este martes se avaló que esas medidas no sólo aplicarán a servidores públicos y entidades; sino también a personas física o jurídico-colectivas, públicas o privadas, fideicomisos, mandatos o fondos, o cualquier otra que reciba o ejerza recursos públicos.

A propuesta de Gerardo Ulloa Pérez, de Morena, las y los diputados consideraron indispensable evitar que los responsables sean omisos ante tales obligaciones o actúen de mala fe al presentar documentación, o información errónea para obstaculizar la función del OSFEM, por lo cual esas conductas se sancionarán conforme a la Ley General de Responsabilidades Administrativas y a la Ley de Responsabilidades Administrativas del Estado de México y Municipios.

La Legislatura mexiquense autorizó además al municipio de Toluca a desincorporar y donar un inmueble de su propiedad a favor del Gobierno estatal, en el cual se encuentra la primaria “Coronel Filiberto Gómez Díaz”.

También dio su aval a Nicolás Romero a desincorporar un inmueble municipal, ubicado en Cerrada Guadalupe Victoria y Andador sin nombre, Colonia Independencia para donarlo al Poder Judicial del Estado de México, a fin de que construya un Centro de Convivencia Familiar.

Además, avaló que el ayuntamiento de Atlacomulco desincorpore un inmueble municipal y lo done a favor del Instituto Nacional Electoral, donde se encuentran ubicadas las oficinas de la 03 Junta Distrital Ejecutiva de dicho Instituto.