Empresarios bancarios advirtieron que la reforma a la Ley del Banco de México (Banxico) para facultar al organismo a adquirir los dólares que no puedan repatriarse a Estados Unidos, provocará que México sea un imán para el lavado de dinero.

“Creemos que la iniciativa de ley aprobada por el Senado de la República como está en estos momentos pone en riesgo al país y es económicamente inviable al requerir la compra ilimitada de dólares al tipo de cambio oficial, lo que haría un imán de dólares no sólo mexicanos, sino globales para ser lavados aquí en México “, aseveró el director general de HSBC México, Jorge Arce.

En reunión entre diputados e integrantes de la junta directiva de la Asociación de Bancos de México (ABM), el director de Santander, Héctor Grisi, explicó que como está la minuta, Banxico no podría negarse a ninguna institución financiera, aunque sus controles funcionen o no, para hacer transacciones.

El ejecutivo mencionó que es necesario que el Banco de México tenga autonomía para decidir si hace o no la operación de dólares, pues enfatizó que al colocar a este organismo como comprador de último recurso se le pone en “riesgo brutal”.

“Ponemos en peligro al Banco de México, porque al no poderse negar y al ser el comprador de último recurso, tiene que tomar la operación de dólares de ese banco o institución que no tenga los controles adecuados. Al final son cadenas y se arranca por un banco y podemos acabar con las reservas congeladas”, expresó.

Emilio Romano, director gerente del Bank of America Merrill Lynch México, señalo que la minuta avalada por el Senado ha generado incertidumbre en los mercados globales porque “no es la solución óptima”.

Por otro lado, la Asociación de Gobernadores de Acción Nacional, pidió a los diputados federales escuchar a los expertos sobre la minuta que modifica la Ley del Banco de México.