A través de la Subprocuraduría Especializada en Investigación de Delincuencia Organizada (SEIDO), la Fiscalía General de la República (FGR) obtuvo sentencia condenatoria de 50 años de prisión en contra de dos personas, por ser penalmente responsables del delito de secuestro agravado.

En 2017 se inició investigación con motivo del secuestro de una víctima ocurrido ese mismo año en Huimanguillo, Tabasco, a bordo de su camioneta. Sus familiares indicaron que recibieron llamadas donde les exigían dinero a cambio de su liberación, sin embargo, esto no sucedió y lo privaron de la vida.

Derivado de la ejecución de diversas técnicas de investigación coordinadas por la FGR, se logró identificar a Raúl “Z” y Jesús “G”, como las personas que intervinieron en la negociación para el pago del rescate de la víctima.

El 03 de mayo de 2018 se obtuvo orden de aprehensión en contra de estas dos personas, por el delito en mención, otorgada por el Juez de Distrito Adscrito al Centro de Justicia Penal Federal en el estado de Tabasco, con sede en Villahermosa, en funciones de Juez de Control, la cual les fue cumplimentada, por cuanto hace a Raúl “Z”, el 28 de junio de 2018, en las inmediaciones de la colonia Centro en Huimanguillo, Tabasco; y un día después por lo que respecta a Jesús “G”, detenido en calles de la colonia Los Héroes en Cancún, Quintana Roo.

Posteriormente, el tribunal de enjuiciamiento dictó fallo condenatorio en su contra por el delito de secuestro agravado, quedando recluidos en el “CEFERESO 14” en Gómez Palacio Durango. En continuación al seguimiento del juicio oral, dicho tribunal dictó la condena de 50 años de prisión y cuatro mil días multa en contra de los dos sujetos, además pagar la reparación del daño moral y material, cuantificación que se sustanciará ante el juez de ejecución de sentencia.