La Jefa de Gobierno dijo que el compromiso es contar con uno de los mejores parques de diversiones de todo el mundo y que el costo de la entrada será accesible para toda la población

El Gobierno capitalino, a través de la Secretaría del Medio Ambiente (Sedema), anunció que el proyecto “Aztlán” de Mota Engil, México/ Thor Urbana Capital, S. De R.L. De C.V. resultó ganador para construir el Parque de Diversiones en las instalaciones de la Segunda Sección del Bosque de Chapultepec, mismo que fue diseñado como un homenaje a la cultura de la Ciudad de México y el cual contará con atracciones de entretenimiento, mecánicas e interactivas, así como con las más estrictas normas de seguridad, conservación y preservación de áreas verdes.

La Jefa de Gobierno, Claudia Sheinbaum Pardo, resaltó que el compromiso del Gobierno capitalino es contar con uno de los mejores parques de diversiones del mundo en lo que era la antigua Feria de Chapultepec, por ello, en la elección para definir el proyecto ganador “Aztlán” participaron diversos expertos y ciudadanos, a fin de calificar las propuestas y dar certeza a la transparencia del proceso.

“Este parque, la antigua Feria de Chapultepec, que llevará el nombre de ´Aztlán´ -y que ya en los próximos meses podemos informarles exactamente qué atractivo va a tener en cada lugar- es el compromiso de que va a ser uno de los mejores parques de diversiones de todo el mundo, con la huella, con el sello y la historia de la Ciudad de México, que es una de las más gloriosas ciudades de todo el mundo”, expresó.

Sheinbaum Pardo comentó que entre los requisitos del concurso internacional se definió que el costo de la entrada fuera accesible para toda la población y que la situación financiera de las empresas participantes estuviera dentro de la ley.

Se prevé que la construcción de “Aztlán” inicie el primer trimestre de 2021, luego de que sean ajustados los detalles del proyecto y la contraprestación para el mantenimiento del Bosque de Chapultepec.

“Uno de los requerimientos que se puso en el concurso es que fuera un parque de diversiones popular donde la gente pudiera tener acceso. En algunas partes del parque de diversiones habrá que pagar entrada como se hacía en la Feria de Chapultepec, pero tiene que ser con costo asequible y adecuado para que todas las familias puedan ir a visitarlo”, explicó.

La secretaria del Medio Ambiente, Marina Robles García, informó que la propuesta inicial de inversión en el proyecto del parque de diversiones “Aztlán” es de 3 mil 600 millones de pesos y su inauguración está planteada en tres etapas: la primera sería a mediados del 2022, la segunda a finales de 2022 y la tercera a principios del 2023.

“Aztlán” hace honor al lugar de origen de la civilización Mexica, la cual fundó lo que ahora es la Ciudad de México, por lo que el nombre y significado permite conectar con el entorno del Bosque de Chapultepec.

Señaló que el parque de diversiones tiene seis ejes rectores: Sustentabilidad, el desarrollo será verde y sustentable, utilizará el máximo de energías limpias, captación de agua, reutilización de recursos; Entretenimiento, atenderá el esparcimiento y diversión familiar para todas las edades; Difusión de la Ciudad de México, el parque centrará su comunicación en la difusión de costumbres cultura historia de la capital.

También la Promoción del deporte, difundirá actividades deportivas en todas sus facetas; Divulgación de valores, prioridad de difusión de valores en cada una de las atracciones del centro; Seguridad, este centro operará bajo las normas y lineamientos de seguridad y programas de mantenimiento más estrictos para garantizar el bienestar de los visitantes y colaboradores.

“Mucho de la propuesta retoma este homenaje a la ciudad y, por ejemplo, una rueda de la fortuna, que es la rueda de los barrios; cada una de las sillas con imágenes asociadas a los pueblos y barrios, alcaldías de la ciudad. Por supuesto, una atención a niñas y niños con juegos mucho más serenos, la parte de interactividad con estos juegos de realidad virtual que permitirán viajar a la vieja Tenochtitlan (…) y dentro de las figuras icónicas están estos encuentros con los luchadores”, refirió.

El grupo revisor y responsable de calificar las propuestas estuvo conformado por los expertos nacionales: Coordinadora de la Licenciatura en Dirección de Empresas de Entretenimiento, Universidad Anáhuac, Giselle Escalante Castillo; el director de la Escuela Superior de Ingeniería Mecánica y Eléctrica del Instituto Politécnico Nacional (IPN), Hugo Quintana Espinosa; director de la Escuela Superior de Ingeniería y Arquitectura del IPN, Sergio César Arroyo Trejo; la directora de la Escuela Superior de Turismo del IPN, Marcela Hernández Anaya; y el representante del Consejo Rector Ciudadano del Bosque de Chapultepec, Víctor Márquez.

Por parte del Gobierno de la Ciudad de México participaron la secretaria de Gestión Integral de Riesgos y Protección Civil, Myriam Urzúa Venegas; el consejero Jurídico y de Servicios Legales, Néstor Vargas Solano; y la directora heneral de Patrimonio Inmobiliario, Andrea González Hernández.

En el concurso internacional se registraron seis empresas: CABI Entretenimiento, S.A.P.I de C.V; Sofmar Fun, S.A. de C.V.; Negrete Garza, S.C.; Six Flags México, S.A. de C.V.; Quantum Servicio, S.A. de C.V.; y Mota-Engil México, S.A.P.I. de C.V.

De las seis empresas registradas, solo Sofmar Fun, S.A. de C.V. y Mota-Engil México, S.A.P.I. de C.V. concluyeron el proceso, presentaron propuestas definitivas y cubrieron con las siguientes etapas de calificación: entrega de proyectos y documentación con forme a las bases del concurso; exposición de los proyectos ante el grupo revisor; y someterse a la calificación de las propuestas.

Por unanimidad, se decidió apoyar la oferta llamada “Aztlán” presentada por MOTA ENGIL, MÉXICO/ THOR URBANA CAPITAL, S. DE R.L. DE C.V., ya que, por la calidad de documentación, propuesta conceptual y contenidos temáticos presentados, la empresa cuenta con la solidez técnica, financiera y la capacidad operativa que el proyecto exige.

 

Por ello, deberá iniciar la elaboración del proyecto definitivo y una vez terminado, presentarse para su revisión y autorización ante el Consejo Rector Ciudadano del Bosque de Chapultepec, así como cubrir con los requerimientos técnico-administrativos necesarios para figurar como permisionario de la Ciudad de México.

 

“En el 2019 hubo un incidente lamentable en esta zona (Feria de Chapultepec) y eso propició que el Gobierno de la Ciudad buscara sustituir las condiciones en las que estaba ese proyecto, y abrir a la ciudadanía una consulta en donde nos diera sus opiniones y sus aspiraciones sobre lo que querían en este sitio. El resultado de esa consulta, lo que arrojó, es que la gente quería mantener la idea de un parque de diversiones”, explicó Robles García.

 

Respecto a la montaña rusa que se encuentra en las instalaciones de la antigua Feria de Chapultepec, informó que ya no era funcional, por lo que se la empresa que desarrollará el nuevo proyecto propone utilizar una sección de la estructura como parte de algunos de los escenarios y se anunciará su destino con precisión cuando se tenga el proyecto definitivo.