Con 39 votos a favor y 19 en contra, y pese a las manifestaciones, se aprobó la nueva ley de seguridad social del ISSSEMYM.

Como muy “sacada al vapor” pues el ejecutivo mando la iniciativa el viernes.

Morena advirtió que la iniciativa abona a la precarización de las jubilaciones y el PRD alertó que se está privatizando el esquema. Por su parte, el PAN pidió una auditoría y que se estudiaría la situación actual del sistema para buscar alternativas. El PRI defendió la aprobación argumentando que el esquema actual colapsa, también PVEM, PANAL y PES votaron a favor.

Morena por la mañana advertía que derogaría la ley en caso de ser aprobada en cuanto iniciara la nueva administración.