El candidato presidencial por la coalición Todos por México, José Antonio Meade Kuribreña, prometió que Petróleos Mexicanos (Pemex) seguirá siendo “la palanca de desarrollo del país” al recuperar la plataforma y llegar a tres millones de barriles diarios que significan más empleos, oportunidad y crecimiento.

Durante el encuentro que sostuvo con trabajadores de Pemex en Villahermosa, Tabasco, Meade señaló que de la mano de los petroleros, petróleo, gas y petroquímica, ésta empresa continuaría como la más grande de México y Latinoamérica.

Al pedir el apoyo de la base trabajadora para los candidatos del Partido Revolucionario Institucional (PRI) y acompañen una política talentosa y comprometida para regresarle a Tabasco su grandeza, el aspirante presidencial señaló que la elección del 1 de julio es muy importante porque se juega el futuro del país.

El priista recordó que a lo largo de 80 años, los empleados de Pemex ha enfrentado retos y han demostrado que sí se puede y no hay imposibles.

“Para Tabasco no hay retos imposibles, Tabasco tiene grandeza en el cacao, en el ganado, en el turismo, en su cultura, en su Zona Económica Especial y en su petróleo”, dijo.

Meade aseguró que en la próxima administración de gobierno generarían mayores empleos y ninguno se perdería, por lo que encenderían los motores de Tabasco para recuperar crecimiento y seguridad.

Asimismo, reconoció el trabajo de los trabajadores de la paraestatal porque su labor cada vez se ha hecho más difícil, por lo que es importante dar seguridad, prestaciones y respaldo a sus familias.