Chivas comenzó a pensar en refuerzos y Matías Almeyda tiene claro lo que quiere para su equipo de cara al Apertura 2018, semestre en el jugará el Mundial de Clubes.

Matías Almeyda dejó mucha tarea al director deportivo de Chivas, Francisco Gabriel de Anda, con una lista de refuerzos importantes con la que ya trabaja el directivo rojiblanco.

El técnico del Rebaño fue claro con esa lista, hay prioridades para traer y ante la triple competencia que tendrán, entre ellas el Mundial de Clubes, solicitó a Erick Gutiérrez del Pachuca y Néstor Araujo del Santos.

La intención de traer a Araujo es para cubrir la baja de Oswaldo Alanís, quien será oficializado en los próximos días como refuerzo del Getafe de España, además de que Guti siempre ha estado en la mira del Pelado y ya intentó traerlo a Guadalajara.

También Almeyda busca reforzar los dos laterales de su defensa, donde tiene proyectado a Jaime Gómez del Querétaro, quien maneja bien el lado derecho como volante y lateral; Carlos Salcedo o Jorge Torres Nilo por el lado izquierdo también son peticiones del argentino.

Además de las llegadas, Chivas tratará de no desmantelarse, ya que Rodolfo Pizarro es buscado en Europa y es un jugador que Almeyda no quiere dejar ir por lo menos hasta que pase el Mundial de Clubes.

Otro tema a tratar será el de Rodolfo Cota, pues al guardameta se le terminó un nuevo préstamo con Chivas y Pachuca le dará oportunidad hasta el 11 de mayo para saber si lo compran o no, porque el 12 de mayo será el mini draft de los equipos “hermanos” de los Tuzos.