Tras los graves daños que causó el sismo del pasado 19 de septiembre también en la zona rural y chinampera de la Ciudad de México, el diputado Raúl Flores invitó a los habitantes y a los turistas que se encuentran de paso por la metrópoli a visitar la Feria Nacional del Mole en la delegación Milpa Alta, que este año celebra su XLI edición, como una manera de apoyar a las más de mil 200 familias que dependen de las fuentes de empleo que genera dicha celebración, y que hoy se encuentran en riesgo por la baja afluencia que ha registrado la feria tras el temblor.

En conferencia de prensa, el vicecoordinador del Grupo Parlamentario del PRD en la Asamblea Legislativa señaló que como consecuencia de los estragos que dejó el fenómeno natural en toda la Ciudad, especialmente en las vialidades de las delegaciones Tláhuac y Xochimilco, la tradicional Feria estuvo a punto de ser canceladas. Pero gracias a los esfuerzos de los pobladores de Milpa Alta la Feria fue puesta en marcha, desafortunadamente las ventas registradas durante el fin de semana de su inauguración (7 de octubre), tuvieron un descenso de alrededor del 60 por ciento comparado con el año pasado.

Acompañado de organizadores y expositores de esta feria que año con año se organiza en el pueblo de San Pedro Atocpan, Flores García dijo que ante la problemática que puede implicar llegar hasta dicho punto, le solicitará apoyo a la Secretaria de Seguridad Pública capitalina para garantizar la fluidez en la vialidad de las rutas alternativas que ya se tienen contempladas para arribar al lugar, en donde podrán disfrutar de una ruta gastronómica y cultural que incluye 34 restaurantes de platillos típicos, 23 de ellos con venta exclusiva de diferentes tipos de mole. Además de locales de nieves, pulques, dulces típicos y artesanías.

“En apoyo a productores de Milpa Alta, hacemos llamado a las y los capitalinos, y a los turistas que se encuentran en nuestra ciudad a que visiten este lugar, pues al igual que Xochimilco y Tláhuac, los habitantes de Milpa Alta necesitan reactivar su economía. Además, esto representa una excelente oportunidad para que muchos chilangos, sobre todo los más jóvenes, los millennials, conozcan su ciudad más allá del Centro, la Roma y Coyoacán, y se enteren de  la riqueza cultural, gastronómica y de paisajes que tiene esta zona de la ciudad”.

Humberto Flores, Beatriz Meza, Mauricio Gutiérrez y Ramiro Caldiño, integrantes del comité organizador de la Feria del Mole, así como Efrén Enriquez, director de Desarrollo Rural de la delegación Milpa Alta, aseguraron que los visitantes no pueden perder la oportunidad de consumir la diversidad de productos que se ofrecerán hasta el 29 de octubre, que incluye café, arroz, tortillas, guajolote criollo, dulces típicos, pulque, así como artesanías y trajes típicos que pondrán a la ventas los artesanos de Michoacán, Guerrero y Tlaxcala, entre otros, todos los productos son de calidad internacional.

Durante la conferencia se dio a conocer la ruta propuesta para poder llegar hasta San Pedro Atocpan a partir de la delegación Xochimilco sin ningún inconveniente, que es llegar al Deportivo Xochimilco, de ahí atravesar hacia la estación de Bomberos rumbo a San Lorenzo Atemoaya, luego subir hasta Santa Cecilia Tepetlapa para después cruzar a San Bartolomé Xicomulco. Siguiendo dicha ruta y con una carretera en estado razonable en 25 minutos los visitantes podrán llegar a San Pedro Atocpan.