Washington, EEUU.- El presidente de EEUU, Donald Trump, proclamó que “el comunismo es pasado” y “la libertad es el futuro” durante la celebración del Mes de la Herencia Hispana en la Casa Blanca, donde reiteró sus críticas a los Gobiernos de Cuba y Venezuela.

En la ceremonia, celebrada en la Sala Este de la Casa Blanca con más de 200 líderes de negocios y religiosos de la comunidad hispana en EE.UU., Trump recordó que su Gobierno ha tomado distintas medidas para defender a la “buena gente” de Cuba y Venezuela.

“No levantaremos las sanciones al régimen cubano” hasta que no haya “libertad” en la isla, enfatizó en su discurso Trump, quien ya ha expresado en varias ocasiones su oposición a poner fin al embargo si no se producen “reformas fundamentales” en Cuba.

Sobre Venezuela, Trump reafirmó su rechazo a la “opresión” que está llevando a cabo el régimen “socialista” del presidente Nicolás Maduro.

El mandatario tampoco se olvidó de Puerto Rico, al subrayar la “larga recuperación” que tiene por delante la isla tras el paso del huracán María, y mencionó también a las víctimas del reciente terremoto en México, al anotar que su homólogo mexicano, Enrique Peña Nieto, es un “presidente maravilloso”.

La celebración estuvo amenizada, entre otros, por la artista de origen puertorriqueño Julissa Arce Rivera, quien dedicó una canción, “Tierra bendita”, a la isla, sumida en una profunda crisis humanitaria tras el paso del ciclón María.